Top

Lo que un día fue Edo ahora es la gran capital de Japón: Tokyo. Situada en la isla principal de Honshu, en la región de Kantō, Tokyo será seguramente tu puerta de entrada a Japón y por consiguiente tu primera toma de contacto con la cultura japonesa en todo su esplendor. Los japoneses lo saben y por ello toda la ciudad es un verdadero espectáculo audiovisual. Es por eso por lo que nosotros siempre advertimos a todos los que viajan por primera vez y les decimos: «Te vas a enamorar, te vas a enganchar y querrás volver a Tokio».

Fue fundada en 1457 por Ōta Dōkan, un vasallo del clan Uesugi, que construyó el castillo conocido como Edo. Todo el área que lo rodeaba también adquirió el mismo nombre. El Shogunato Tokugawa, que dominaba prácticamente todo el país, tomó el castillo en 1590 y estableció su gobierno allí, aunque manteniendo la capital en Kyoto. Durante bastante tiempo, Edo sufrió grandes incendios (las construcciones de la época eran de madera), terremotos e incluso la erupción del monte Fuji. Con la restauración Meiji a finales de 1868, el emperador convirtió el castillo en el palacio imperial de Japón, llevando la capital de Kyoto a lo que se llamaría desde ese instante Tokyo. Más adelante el palacio fue víctima de un gran incendio, después fue destruido en la Segunda Guerra Mundial y finalmente se construyó el Palacio Imperial de Japón tal y como lo conocemos.

En nuestros días, Tokyo es una ciudad que tiene un gran abanico de posibilidades, pues tiene un montón de cosas por ver y experimentar.  Vas a apreciar la esencia de lo tradicional con la fusión de la tecnología más moderna y puntera del planeta. Degustarás la cocina japonesa tradicional y seguramente te atrevas a probar platos modernos en alguno de sus restaurantes (Tokio cuenta con 230 restaurantes con estrellas Michelín). Te perderás en la cultura Otaku de Akihabara y vivirás la magia de la animación japonesa en el Museo Ghibli de Mitaka.

Pero lo que más llegará a emocionarte será ese momento en el que subas al mirador de la Tokyo Skytree, de la Torre de Tokyo o del ayuntamiento y veas la verdadera extensión de esta urbe mientras el sol cae y se hace de noche. Te aseguramos al 100% que Tokyo no te va a defraudar y querrás volver una y otra vez.

¿Qué te ofrece Tokyo?

Esta ciudad tiene mucho que ofrecerte. Por ello hemos pensado que la mejor manera de que puedas inspirarte en tu próximo viaje es que dediquemos un artículo por cada zona de gran interés de Tokyo. Todas tienen algo que las hace únicas y especiales. Por lo tanto te recomendamos que visites cada sección que te planteamos a continuación:

Asakusa. Este distrito del barrio de Taito es uno de los más tradicionales de Tokyo. Cuenta con varios templos repartidos por la zona, aunque el más importante es el Senso-Ji. Muy cerca del río Sumida tenemos el espectacular Tokyo Skytree, del que también hablaremos en este artículo.

 

Akihabara. El barrio electrónico de Tokyo es uno de los más famosos, pues tiene decenas de tiendas dedicadas al mundo Otaku, a los videojuegos y a la tecnología. Además existen algunas tiendas pequeñas de repuestos electrónicos que eran las que más abundaban a principios de los años 40.

 

Ginza. Este distrito del barrio de Chūō contiene tiendas de firmas internacionales de alto poder adquisitivo, incluyendo restaurantes y boutiques.

 

Shibuya. Este barrio es altamente conocido por su gran e imponente cruce, que es el más transitado del mundo y que se encuentra frente a la estación de tren. También es famoso porque allí está la estatua del perro Hachiko. Si no sabes quién es, te lo contamos nosotros.

 

Harayuku. Dentro del barrio de Shibuya y cerca del parque Yoyogi, se encuentra el area de Harajuku, que rodea la estación del mismo nombre. Todos los domingos se dejan ver chicos y chicas jóvenes con la intención de ampliar sus looks de lolitas, Kodona, Ganguro…etc.

 

Odaiba. Una isla artificial que fue construida en la era Edo por motivos defensivos y que a día de hoy guarda una importante zona comercial, residencial y de ocio. Es muy famosa por los preciosos atardeceres en los que el Skyline de Tokio es el protagonista.

 

Shinjuku. Aquí encontrarás la estación de Tokyo, el edificio del Gobierno Metropolitano de la ciudad con su gran mirador y zonas de ocio como Kabukichō que te detallaremos a continuación.

 

Roppongi. Este distrito del barrio de Minato contiene la gran mayoría de embajadas y empresas extranjeras. La vida nocturna de Roppongi es una mezcla divertida entre extranjeros y locales que seguro te encantará.

La ruta de Mei

La luz de la madre de Mei, Haruhi, caía en las calles de Tokyo en busca de su pequeña hija. Que si bien buscó por todos lados, no pudo encontrar a la pequeña Mei que más tarde aparecería con lágrimas en los ojos dejando una estampa gris y lluviosa de la capital del país.

No dejes de visitar los lugares de la pequeña Mei y déjate llevar por la magia de Japón.

post a comment